Cuáles son las ventajas de alquilar una vivienda como inversión

Es posible que tengas un piso vacío y estés valorando las ventajas de alquilar  dicha vivienda. O quizás quieras hacer una inversión y comprar para después alquilar ¿quieres saber si esta operación te conviene?

Vamos a ver números y opciones para que puedas escoger sin temor a equivocarte.

¿Hay o no hay demanda?

Esta podría ser la primera ventaja a considerar: la demanda. Ten en cuenta que no todo el mundo tiene acceso a hipotecas. Entre el porcentaje de capital ahorrado que te exigen o los avales, no siempre es fácil conseguir que los bancos te consideren.

Eso significa que debes recurrir al plan B que es alquilar. Y sí, lo cierto es que la demanda de pisos en alquiler no deja de crecer. Además, es un mercado que se mueve con rapidez y por eso, un piso dura disponible tan solo unos días.

Actualmente, más del 18,3 % de los hogares son alquilados. Casi 3 millones y medio de personas y un 3,3 % más que en 2019.

De hecho, muchos expertos consideran que alquilar una propiedad es una de las opciones más interesantes y rentables. Tasando el retorno de esa inversión en hasta un 15 %.

No obstante, si tienes hipoteca sobre la vivienda o la acabas de comprar, es más normal que la rentabilidad sea menor. Podría estar entorno al 4 %. Aunque sigue siendo una buena cifra.

Unos porcentajes que difícilmente lo encontramos en productos bancarios u otras inversiones. Ahora bien, deberíamos tener inquilinos ocupando nuestra vivienda todo el año. Además de otras variables a considerar.

Esto es los seguros necesarios para tenerlo todo cubierto; no tener averías ni desperfectos que reparar y que no haya derramas ni gastos extraordinarios en la finca.

Por suerte, los gastos que te ocasione tu vivienda alquilada se podrían deducir casi todos. Y las últimas reformas fiscales también te serían favorables para poder reducir tus obligaciones económicas con el fisco.

¿Mejor nuevos o viejos?

No hay duda de que los pisos nuevos gustan más y se alquilan antes. Sin embargo, la demanda es tal que todas las viviendas que salen al mercado encuentran inquilino rápidamente.

Es por eso que una pequeña reforma podría acelerar las cosas y, sobre todo, ahorrarte reparaciones futuras. Pero también puedes invertir en la compra de una vivienda cuya finalidad sea ofrecerla en alquiler.

Aquí deberías hacer cálculos, ya que desembolsar el capital de compra del inmueble supondría un gasto mayor. Pero si puedes afrontarlo, considera los gastos anuales que te va a ocasionar versus los ingresos.

Por ejemplo. El IBI, impuestos de basuras y otras obligaciones, gastos de escalera y letras de la hipoteca (si la hubiera). A eso tendrás que sumarle gastos de contrato y seguros ¿alguno más? Quizás los honorarios de una inmobiliaria que te lo gestione.

Después calcula los ingresos que te reportarán los inquilinos y la diferencia es tu beneficio bruto anual.

Los pisos nuevos tienen otras ventajas, como su equipamiento. Algunos ya llevan electrodomésticos, lo que significa que podrías alquilarlo tal y como te lo den, sin tener que invertir en nada más.

Además, suelen tener mejor ubicación y sabes que las reparaciones por desgaste tardarán más en hacer su aparición.

Otras ventajas

Cuando alquilas una vivienda propia tu patrimonio no se ve reducido, como pasaría al venderla. Eso te aporta seguridad de cara al futuro. Y si la experiencia no sale bien ¡siempre puedes venderla!

Una casa siempre te puede servir como aval para realizar otras operaciones. Incluso podrías pasarla en herencia a tus hijos. Porque puede que los beneficios a corto plazo te parezcas pequeños, pero sin duda son exponencialmente crecientes con el tiempo.

Otra ventaja es que, con el tiempo, también te beneficiarías de su revalorización. Así, si más adelante decides venderla, sería mucho más rentable.

En cuanto al proceso de alquiler, cabe destacar como otra de sus ventajas que es sencillo. No requiere de mucha burocracia. Solo un contrato y poco más.

Y podrás escoger si lo alquilas vacío o amueblado; si admites o no mascotas en la vivienda y qué requisitos deberán cumplir tus inquilinos.

No obstante, en Futurpiso podemos ayudarte a solventar cualquier duda. Cuéntanos tu caso y valoraremos tus posibles ventajas de alquilar, además de tus objetivos y pretensiones. Estaremos encantados de atenderte.

¿Te gusta este artículo?

Share on facebook
Compartir en Facebook
Share on twitter
Compartir en Twitter
Share on linkedin
Compartir en Linkdin
Share on pinterest
Compartir en Pinterest

HOLA

Te encuentras en unos de estos casos. 

Vende tu casa y gana hasta un 14% más con nosotros

Te llamamos sin compromiso (y sin atosigarte, tranquil@)