5 evidencias que te harán plantearte cambiar de casa

Cambiar de casa siempre ofrece ciertas dudas ¿no me estaré equivocando? ¿De verdad estaré mejor allí? ¿Seguro que es eso lo que necesito? Y es que aferrarnos a lo que conocemos es muy humano. Pero no siempre acertado.

El mejor cambio que podrías hacer es de casa

En algunas familias la vivienda es algo que pasa de padres a hijos, pero no todas las casas son iguales. Puede que la tuya no esté hecha para eso y si estás leyendo esto es porque tú también lo sospechas.

A la hora de escoger una vivienda debe primar tu bienestar y el de tu familia. Pero vuestras necesidades pueden cambiar con el paso del tiempo ¡es normal! Aunque a veces es incluso más sencillo.

Muchos de nosotros elegimos nuestra primera casa sin experiencia. Es decir, nos independizamos por primera vez, pero no tenemos muy claras nuestras prioridades.

Porque lo cierto es que con la ilusión de estrenar casi todo nos parece bien. El problema llega cuando ya no lo vemos todo con los mismos ojos. Y es que la experiencia nos hace exigentes. La experiencia y otros detalles como estos.

Quieres o queréis ampliar la familia

Tu piso perfecto para la soltería ya no lo es tanto. Si necesitas más espacio o más habitaciones ¡ha llegado el momento de cambiar de casa! Y dejar atrás aquellos maravillosos años. Verás como llegan otros mejores.

Perros, gatos y otras mascotas también necesitan su espacio. Así, si tu familia es un poco más animal, también podrían condicionarte. ¿Has pensado en buscar un piso con terraza o un chalé a las afueras? Pues este es el momento.

Puedes decidir vender para comprar o alquilar tu piso. Eso es algo que podrás valorar con tu inmobiliaria de confianza. Déjate asesorar y valora tu presupuesto y opciones.

La nueva realidad de tu vida

De un tiempo a esta parte todos hemos experimentado alguna revelación en nuestra vivienda. Bien sea por el tiempo, más allá de lo habitual, que hemos pasado en ella. O por el teletrabajo.

El caso es que tu casa ya no resulta tan funcional. Quizás necesites espacios para que los niños jueguen mientras haces tus videoconferencias. O puede que sea hora de tener tu propio despacho.

También las terrazas y los exteriores podrían haber subido al punto más alto de tus prioridades. Si es así necesitas mudarte a una nueva casa ¿ya sabes dónde quieres vivir?

Los hábitos de tus vecinos y los tuyos propios

Tanto tiempo deseando pasar mas horas en casa y ahora buscando excusas para salir de ella. ¿Has descubierto los hábitos diurnos de tus vecinos? Lo sentimos mucho, pero no desesperes ¡todo tiene solución!

Sabemos que la convivencia es a veces complicada y necesita voluntad. Pero  si a eso hay que añadir los hábitos de tus vecinos, todo tiene un límite. No es necesario mantenerse en un cabreo constante, por tu salud ¡cámbiate!

Tienes problemas de dinero o se te comen las reparaciones

Normalmente, adaptamos nuestro estilo de vida a nuestro bolsillo de manera proporcional. Por eso, un imprevisto en el trabajo o un cambio laboral, pueden suponer que tus pilares necesiten revisión.

Si necesitas reducir tus costes fijos mensuales puedes plantearte vender tu vivienda y mudarte a otra más económica. Eso no significa que vayas a estar peor, solo a vivir diferente.

Otro indicador es que tu vivienda tenga tantas reparaciones pendientes que ya no estés seguro de si vale la pena invertir. Los barrios cambian y quizás tu piso ya no vaya a revalorizarse como creías, así que véndelo.

No dejas de pensar en cosas que no tienes

Es otro de los indicadores más evidentes. No es lo mismo pensar en añadir esto aquí y quitar esto allá. En este caso estás buscando opciones para mejorar tu comodidad y el de tu familia, reformas.

Pero llega un momento en el que no te parece posible que los cambios sean suficientes. Empiezas a desear cosas que no puedes añadir. Como “si yo tuviera un poco de jardín”, “si pudiera tener una habitación más para mí”.

Estas fantasías son evidencias clara de que ya no estás enamorado de tu vivienda. Necesitas plantearte un cambio, eso sí, que se adapte a tus nuevas prioridades.

Tu bienestar debería ser lo primero

Nadie debería vivir en un lugar que no le resulta cómodo o adecuado. Porque todos experimentamos cambios a lo largo de nuestra vida. Así, lo que era ideal hace unos años, puede ser una tortura ahora.

Echa un vistazo a tu entorno y evalúa tu situación. Si llegas a casa y no experimentas ese placer de sentirte en tu hogar, en tu pequeño mundo ¡algo falla!

En Futurpiso estaremos encantados de atenderte. Juntos revisaremos todas tus peticiones y encontraremos para ti la vivienda que necesitas.

Consulta nuestra guía «CAMBIO DE CASA» o llámanos y lo haremos posible.

¿Te gusta este artículo?

Share on facebook
Compartir en Facebook
Share on twitter
Compartir en Twitter
Share on linkedin
Compartir en Linkdin
Share on pinterest
Compartir en Pinterest

HOLA

Te encuentras en unos de estos casos. 

Vende tu casa y gana hasta un 14% más con nosotros

Te llamamos sin compromiso (y sin atosigarte, tranquil@)